Familias homoparentales

En las últimas semanas en la ciudad de México se ha generado controversia debido a la ley que aprueba los matrimonios entre personas del mismo sexo y la posibilidad de que puedan adoptar. Uno de los temas que en este blog se comentan con mayor frecuencia es precisamente el relacionado a la familia, desde el ámbito de la psicología, por lo que me parece pertinente hablar acerca de este tema e incluso tomar una posición dentro de esta controversia, así que voy a plantear ciertas ideas divididas en un litado de temáticas:

¿La Familia?

En general, los psicólogos que estamos inmersos en el área familiar consideramos que desde hace tiempo la familia tradicional (conformada por padre, madre e hijos de ambos) dejo de ser la única a la que se le podía considerar como “familia” y que cualquier otra configuración no se le podía denominar así, muchos de nosotros sabemos que por mucho tiempo, fueron discriminadas las familias divorciadas, las familias monoparentales, incluso familias formadas por integrantes de diferente origen étnico. Es decir, podemos hablar una “Familia de familias”, donde además de la clásica familia nuclear-monogámica, se van adhiriendo diferentes configuraciones, entre las cuales encontramos a las familias homoparentales, donde ambos padres -o madres- son del mismo sexo. Aclarando este punto, entenderíamos que quienes mencionan que la aprobación de esta ley de matrimonio entre personas del mismo sexo es un ataque y un atentado a “la familia” , conciben que la familia solo puede ser la nuclear-monogámica, y quienes creemos en la existencia de una “Familia de familias” pensaríamos que esta aprobación ampliaría el abánico de familias existentes.

Miedos subyacentes

Me parece que existe un miedo que subyace en las voces que están desacuerdo en la aprobación de estas leyes, que se refiere a que la legalización de la conformación de parejas del mismo sexo provocará un aumento en la homosexualidad, y que se piensa que en el caso de los hijos de estas parejas “aprenderán” a ser homosexuales. Aquí partimos también de lo que creamos acerca de cual es el origen de la homosexualidad, si se piensa que es debido a factores ambientales y de aprendizaje o si es debido a factores biológicos o genéticos. En general, hay bastante información para creer que cualquier orientación sexual (ya sea, hetero u homosexual) es una condición biológica y NO es aprendida, además de que hay datos acerca de que la relación entre la población heterosexual y la homosexual ha sido la misma a lo largo de la historia. En síntesis, el que se aprueben estas leyes no va a hacer que los heterosexuales vayamos a ser una “especie en extinción”, ni va a provocar que ya no existan nacimientos. Y tanto en familias de padres de diferente sexo (hombre-mujer) van a seguir habiendo hijos con orientación homosexual, como dentro de las familias conformadas por parejas del mismo sexo habrá hijos heterosexuales.

Hombres, mujeres, heterosexuales y homosexuales

Otra de las cuestiones que constantemente se menciona de manera errónea es que “existen de manera natural los hombres y las mujeres” haciendo alusión a que una persona homosexual no caería en estos términos. Es importante explicar que aqui se cae en el error de confundir el sexo (hombre-mujer) con la orientación sexual (heterosexual, homosexual, bisexual), así pues, una mujer que le atraigan las mujeres (orientación sexual) no dejara de ser mujer (sexo) por este hecho.

Diferencias en los hijos de familias homoparentales

Otra crítica que se ha realizado acerca de estas familias es que sus hijos crecerán con “traumas” o que existirán deficiencias en su crianza. Yo tuve la oportunidad de escuchar hace cuatro años la conferencia de una hija de madres lesbianas, donde precisamente hablaba acerca de su experiencia de vivir con dos madres, y créanme que no había ningún trauma por ningún lado. Algo que no se ha mencionado con mucha insistencia es que, al igual que en cualquier otro tipo de adopción, una pareja homosexual tendrá que pasar por las mismas evaluaciones psicológicas para determinar si son buenos candidatos para adoptar a un niño.

Concluyendo, es importante partir desde donde concebimos el término “familia” o “familias”, y que se esta visibilizando u oficializando un tipo de relación o familia ya existente a nivel social. Es importante también informarnos para tener una mejor opinión, independientemente de nuestra posición acerca de lo que es o no una familia. Seguramente hay más aspectos que comentar acerca de este tema, pero por el momento les comparto los siguientes tres materiales que me parecen nos pueden apoyar para conocer más acerca de las familias, el primero es acerca de un estudio donde se compara la crianza entre niños de padre de diferente y mismo sexo y los otros don son testimonios de estas familias (una en España y otra en México):

a) Investigación acerca de la vida cotidiana de niños y adolescentes en familias homoparentales

b) Audio de Entrevista a Ema Villanueva y Janis Alba y su familia homoparental (México).

c) Video de Youtube acerca de testimonio de una familia homoparental (España).

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s