Inicio > Cine y cortometrajes, Psicología, reflexiones > Slumdog: Quisiera ser millonario

Slumdog: Quisiera ser millonario

Hoy es el domingo de los premios Oscar de la academia, sin duda alguna, los premios más importantes a la cinematografía. Por este motivo quisiera comentar un poco acerca de la película Slumdoug: Quisiera ser millonario, una de las cintas favoritas a ganar el premio a la mejor película.

¿De qué trata este film? Nos cuenta la historia de Jamal, quien participa en el concurso ¿Quieres ser millonario?, donde debe contestar una serie de preguntas de múltiples temas, que le darán la oportunidad de ganar hasta 20000 rupias. En el inicio de la película se nos presenta a Jamal justo en el momento en que ha ganado 10000 rupias y sólo le falta una pregunta más para el premio mayor –lo cual, intentará en el siguiente programa. Su desempeño en el programa ha levantado sospechas, ya que se trata de un chico joven sin una aparente preparación académica, por lo que la policía lo interroga de manera brutal acerca de cómo es que supo las respuestas correctas de las preguntas que le formularon. Esto nos lleva a conocer de que manera los temas de las preguntas de este concursos han formado parte de la historia de vida de Jamal.

En lo personal, creo que esta película tiene diversos aspectos a analizar, pero quisiera centrarme en dos en especial: el primero, es acerca de los aspectos a tomar en cuenta para conocer realmente a una persona. En psicología se ha criticado el excesivo uso de etiquetas patológicas que llevan a ver a las personas con las que trabajamos como un “ente diagnóstico”, olvidándonos de los aspectos que la hacen un ser singular. Esto es lo que pasa con el personaje de Jamal, a quien se le juzga a partir de un estereotipo relacionado con su edad, su clase social y su instrucción escolar, características por las cuales se decide que sería imposible que llegará a esas alturas del concurso sin hacer trampa. Sólo a través de la narración que va haciendo de su vida es que los demás van comprendiendo como es que ha obtenido este conocimiento a lo largo de la vida. Me parece que esta es la principal moraleja: no dejarnos llevar por las apariencias o por las generalizaciones realizadas a partir de ciertos rasgos de una persona, ya que para llegar a conocerla es necesario comprender diversos aspectos de su vida que la hacen única y nos permiten ver más allá de lo aparente. La segunda cuestión que quisiera destacar, es la virtud que tiene el protagonista para no perder la esperanza, o como dijera Seligman, para ser optimista ante las situaciones adversas (caracterizado por pensar que las situaciones negativas no serán permanentes, que uno tiene cierto control para cambiarlas y que los factores externos y no solamente los individuales las provocaron). Una de las principales subhistorias de esta película es la relación romántica de Jamal con una chica de nombre Latika, que por diversas circunstancias, se han separado en diversas etapas de sus vidas. Sin embargo, Jamal nunca pierde la esperanza de reencontrase con Latika, incluso esto es la principal motivación para haber participado en este concurso.

Finalmente les dejo este link a una página donde pueden jugar una adaptación de este programa de concurso “Quisiera ser millonario”.

  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s